Se acercan la Navidad y Fin de Año, las fechas donde la gente nos reunimos con nuestros familiares y amigos. No siempre tenemos la posibilidad de reunirnos con nuestros familiares sin tener que recurrir al coche.  Por eso destinamos este artículo para concienciar de la importancia de una revisión previa a un viaje largo, y de lo importante que es ser paciente con los demás conductores en estas fechas tan señaladas. 

Ya sea un trayecto corto o largo, conducir en estas fechas implica más tráfico y, por lo tanto, se debe extremar la precaución al volante. Aquí dejamos algunos consejos para tu viaje en Navidad:

Revisión del vehículo

Antes de salir a la carretera tu vehículo debe estar al 100% para no sufrir ningún percance. El paso número 1 es comprobar los neumáticos y el nivel de aceite ya que varía con facilidad en invierno. Al ser una época fría, revisa el anticongelante de tu coche y el líquido de freno. Ve al taller para revisar el estado de los neumáticos (que se encuentren a la medida que indica el fabricante) y que todas las luces funcionen por si debemos cambiarlos antes de iniciar el viaje. 

 

Otra precaución extra, es llevar un duplicado de las llaves, sobre todo si vamos a la montaña, es muy fácil perder las llaves de casa y de nuestro coche. Pero aún si no has tenido esta precaución, queremos recordarte que en E.Giner podemos preparar y enviar un duplicado de la llave del coche hasta en 24h.

La preparación del viaje

Un aspecto a tener en cuenta también, es disponer de todos los elementos de seguridad necesarios (triángulos, chalecos reflectantes,…), que todas las maletas vayan en el maletero bien dispuestas, y que no queden bultos mal colocados, ya que en caso de accidente, todo lo que no esta sujeto se desperdiga y puede resultar peligroso. Haz acopio de comida y bebida para mantener hidratado y despierto al conductor, ya que es una de las piezas fundamentales en el viaje. Estudia la carretera para evitar situaciones de estrés tanto en conductor como copiloto.

 

Finalmente, cuidado en la carretera, revisa previamente el protocolo de seguridad en accidentes PAS (proteger, actuar y socorrer), y abrochaos los cinturones para disfrutar del viaje. Lo importante es el camino y no el destino en si mismo.